Laudo Arbitral de Tribunal de arbitraje, Cámara de Comercio de Bogotá, 18 de Noviembre de 1998 - Jurisprudencia - VLEX 355230626

Laudo Arbitral de Tribunal de arbitraje, Cámara de Comercio de Bogotá, 18 de Noviembre de 1998

Este documento está disponible con registro gratuito

REGÍSTRATE GRATIS
ÍNDICE
EXTRACTO GRATUITO

Laudo Arbitral

Aerolíneas Internacionales y Turismo Representaciones Limitada., Alitur Ltda.,

vs.

Air Aruba Sucursal en Colombia

Noviembre 18 de 1998

Acta número 22

Audiencia de laudo

En la ciudad de Santafé de Bogotá, D.C., siendo las tres de la tarde (3:00 p.m.) del día dieciocho (18) de noviembre de mil novecientos noventa y ocho (1998), se reunieron en la sede del tribunal ubicada en el centro de arbitraje y conciliación mercantiles de la Cámara de Comercio de Bogotá, ubicada en la carrera 9ª Nº 16 - 21 (piso 4º) de esta ciudad, los doctores Rodrigo Puyo Vasco, presidente, Jesús Vallejo Mejía y Javier Tamayo Jaramillo, árbitros, y el suscrito secretario, Juan Pablo Riveros Lara, con el fin de llevar a cabo la audiencia de fallo convocada mediante providencia del diecisiete (17) de noviembre de 1998, notificada personalmente a los apoderados de las partes.

También se encontraban presentes los apoderados de las partes, doctores Luis Fernando Betancur Arango y José Ignacio Leiva González, apoderados judiciales de Alitur y Air Aruba respectivamente.

Abierta la audiencia el presidente autorizó al secretario para dar lectura al laudo por el cual se pone fin al proceso, el cual se pronuncia en derecho y es aprobado por mayoría de votos.

Agotado el trámite legal y dentro de la oportunidad para hacerlo, procede el tribunal de arbitramento a dictar el laudo que finaliza el proceso arbitral promovido por Alitur Ltda. vs. Air Aruba sucursal en Colombia.

CAPÍTULO I

Antecedentes

  1. Integración del tribunal. Instalación

    La sociedad Aerolíneas Internacionales y Turismo Representaciones Ltda., Alitur, en adelante y para los efectos de este laudo Alitur o el GSA, por conducto de apoderado judicial solicitó al centro de conciliación y arbitraje mercantiles de la Cámara de Comercio de Bogotá la integración de un tribunal de arbitramento para que dirimiera las diferencias entre esa sociedad y Air Aruba.

    A tal efecto y con el lleno de los requisitos formales, el 10 de julio de 1997 radicó ante dicho centro una demanda contra la sucursal en Colombia de Air Aruba, en adelante y para todos los efectos de este laudo Air Aruba, por razón de las controversias entre ellas surgidas con ocasión del contrato de agente general de ventas suscrito entre las partes el día 19 de julio de 1994.

    Por conducto de su representante legal, el doctor José Ignacio Leiva González,  quien goza del derecho de postulación por ser abogado inscrito, Air Aruba dio oportuna contestación a la demanda y propuso excepciones de mérito.

  2. Pacto arbitral

    El pacto arbitral tiene su origen en la cláusula decimosexta del contrato de agente general de ventas (en adelante y para todos los efectos del presente laudo el contrato o el contrato GSA) a que se hizo alusión anteriormente, el cual fue suscrito por los representantes legales de las partes en Aruba a los 19 días del mes de julio de 1994.

    El tenor literal de dicho pacto arbitral es el siguiente:

    Toda controversia o diferencia relativa a este acuerdo o a su ejecución o liquidación se resolverá por un tribunal de arbitramento designado por la Cámara de Comercio de Medellín, que se sujetará a lo dispuesto en el Decreto 2279 de 1989, la Ley 23 de 1991 y las demás normas complementarias de acuerdo con las siguientes reglas: El tribunal será integrado por tres árbitros b) la organización interna del tribunal no(sic) sujetará a las reglas previstas por el efecto por el Centro de Arbitraje y Conciliación mercantiles de la Cámara de Comercio de Bogotá c) El tribunal funcionará en Bogotá en el centro de Arbitraje y Conciliación Mercantiles de la Cámara de Comercio de esta ciudad .

  3. Trámite inicial. La etapa prearbitral

    La solicitud de convocatoria del tribunal fue admitida a trámite mediante auto del 15 de julio de1997. En consideración a la cuantía estimada del proceso, de ella se corrió traslado a la parte convocada por el término de 4 días previsto en el artículo 436 del Código de Procedimiento Civil .

    El auto admisorio le fue notificado personalmente a la doctora Fabiana Mejía Vesga, representante legal de Air Aruba, el día 24 de julio de 1997.

    El día 30 de julio de 1997, Air Aruba dio contestación a la demanda de Alitur, por conducto del primer suplente del representante legal, doctor José Ignacio Leiva González quien, como ya quedó expresado, goza del derecho de postulación por ser abogado inscrito en la República de Colombia.

    De la contestación de la demanda se corrió traslado a la parte convocada mediante fijación en lista que se surtió conforme al artículo 108 del Código de Procedimiento Civil a partir del 6 de agosto de 1997. El apoderado judicial de Alitur se abstuvo de pronunciarse sobre la contestación de la demanda.

    Trabada la litis con la presentación de la demanda y su contestación, el centro de conciliación y arbitraje mercantiles de la Cámara de Comercio de Bogotá procedió a fijar como fecha para celebrar la audiencia de conciliación prevista en la ley, el día 27 de agosto de 1997 a las 10:00 a.m.

    Igualmente, el día 15 de agosto del mismo año, la dirección del centro de conciliación y arbitraje mercantiles de la Cámara de Comercio de Bogotá ofició a la Cámara de Comercio de Medellín para que, de acuerdo con lo previsto en la cláusula compromisoria que dio origen al proceso, esa entidad nombrara a los tres árbitros que habrían de integrar el tribunal convocado por Alitur.

    Atendiendo la solicitud del representante de Alitur presentada ante el centro de conciliación y arbitraje mercantiles de la Cámara de Comercio de esta ciudad el día 20 de agosto de1998, la audiencia de conciliación prevista para el 27 de agosto se aplazó para las 10:00 a.m. del día 8 de septiembre de 1998.

    En respuesta a la solicitud de la dirección del centro de conciliación y arbitraje mercantiles de la Cámara de Comercio de Bogotá, la dirección jurídica de la Cámara de Comercio de Medellín anunció a la primera que los árbitros nombrados fueron los doctores Rodrigo Puyo Vasco, Jesús Vallejo Mejía y Carlos Alberto Velásquez Restrepo.

    Llegada la fecha del 8 de septiembre de 1998 y bajo la dirección de la  doctora Mónica Janer Santos se llevó a cabo la audiencia de conciliación citada para ese día, a la cual concurrieron, por parte de Alitur, el señor Adolfo Alejandro Vargas Salazar y su apoderado judicial, el doctor Luis Fernando Betancur Arango; en representación de Air Aruba, los doctores José Ignacio Leiva González y Luis Carlos Neira Mejía. En el curso de la aludida audiencia, quedó clara la imposibilidad de las partes de llegar a un acuerdo, de lo cual se dejó la respectiva constancia que obra al expediente y se continuó con el trámite del proceso.

    Los árbitros cuya designación le fue comunicada el 29 de agosto al centro de arbitraje de la Cámara de Comercio de Bogotá manifestaron oportunamente su aceptación mediante sendos escritos que obran en el cuaderno principal 1 del trámite.

    La fecha para la audiencia de instalación del tribunal fue fijada mediante auto del 30 de septiembre de 1997 para el día 8 de octubre del mismo año a las 2:30 p.m.

    Llegada dicha fecha se hicieron presentes en el centro de arbitraje del centro de la Cámara de Comercio de Bogotá los árbitros designados, así como el apoderado judicial de Alitur y el representante legal de Air Aruba.

    En el curso de la misma se designó como presidente del tribunal al doctor Rodrigo Puyo Vasco y como secretario del mismo al doctor Juan Pablo Riveros Lara; se fijaron los honorarios de los árbitros y del secretario, así como los gastos del proceso y una partida para el traslado de los árbitros a la ciudad de Santafé de Bogotá. El secretario tomó posesión posteriormente ante el presidente del tribunal de acuerdo con lo establecido en el artículo 20 del Decreto 2279 de 1989, según consta en el acta respectiva.

    El día 14 de octubre de 1997, el árbitro Carlos Alberto Velásquez Restrepo se dirigió al presidente del tribunal mediante escrito que obra a folio 75 del cuaderno principal 1 y presentó renuncia al cargo.

    Así las cosas, el día 25 de noviembre de 1997 se reunió el tribunal con los apoderados y representantes de las partes para comunicarles la renuncia del doctor Velásquez Restrepo y se ordenó que por secretaría se notificara a la Cámara de Comercio de Medellín para que procediera a designar a su remplazo.

    El día 26 de noviembre del mismo año, la dirección jurídica de la Cámara de Comercio de Medellín comunicó el nombramiento del doctor Javier Tamayo Jaramillo como árbitro del tribunal, quien aceptó en forma oportuna el encargo.

    Las partes consignaron oportunamente las sumas de gastos y honorarios que les fueron fijadas y así, mediante auto 3 del 8 de febrero de 1998 se les citó a la primera audiencia del trámite para el día 24 de febrero del mismo año.

  4. El trámite arbitral

    El tribunal se declaró competente para conocer y decidir el proceso mediante auto 4 proferido en la primera audiencia de trámite el 24 de febrero de 1998, durante la cual se decretaron igualmente las pruebas del proceso, tanto las solicitadas por las partes como las que el tribunal ordenó practicar de oficio.

    El trámite se desarrolló en 21 sesiones durante las cuales se recaudaron la totalidad de las pruebas decretadas, salvo aquellas que oportunamente fueron desistidas por las partes. Se incorporaron documentos provenientes de las partes y que fueron aportados de común acuerdo por ellas y se recibieron los oficios librados a terceros.

    El dictamen pericial solicitado le fue encomendado al doctor Moisés Rubinstein Lerner, quien oportunamente lo presentó a consideración del tribunal. El mismo fue objeto de solicitudes de aclaración y complementación por las partes del proceso. Dentro del término para hacerlo, el apoderado judicial de Alitur lo objetó por error grave.

  5. Término del proceso

    En la cláusula compromisoria que dio origen al presente...

Para continuar leyendo

REGÍSTRATE GRATIS